Julián, de depredador a redentor del Ombligo Verde

Por Konaté Hernández

CANCÚN.— Tras haber causado severos estragos Gregorio Sánchez y sus cómplices al Ombligo Verde, entregado por el Fondo de Fomento al Turismo (Fonatir) al Ayuntamiento en 1993, ahora Julián Ricalde, quien formó parte de la administración anterior en la que se cometió el ecocidio, quiere vestirse de redentor y restaurar los daños ocasionados por su jefe.
Este predio estuvo destinado a ser área de equipamiento urbano, sin embargo a mediados de 2009, el ex presidente Sánchez Martínez metió la propuesta a Cabildo, para construir un nuevo palacio municipal en el Ombligo Verde, la cual fue rechazada por cinco de los 15 regidores, por el ecocidio que se cometería, además de que la ciudadanía mostró su repudio ante tal pretensión.
Durante ese tiempo Ricalde Magaña se desempeñó primero como secretario de Obras y Servicios Públicos, luego como secretario de Desarrollo Social y en su momento apoyó la idea de su jefe.
Por su parte la directora de Ecología, Graciela Saldaña Fraire, también se prestó a las maniobras del ex munícipe durante su gestión, ya que tuvo a su cargo la misma dependencia y avaló sus acciones, mientras que cuando anteriormente fue presidenta del Colegio de Biólogos había sido defensora del Ombligo Verde. Ahora trata de rectificar su error y limpiar la imagen de Julián, al afirmar que el Ayuntamiento se preocupa por conservar el área natural protegida, por lo que dijo se plantarán entre 5 a 10 especies protegidas.
En este sentido Saldaña Fraire señaló que la primera etapa es la restauración y la mediación para regresar al Ombligo lo que se sacó, que era parte del banco de arena, debido a que la máquina emparejará el terreno donde había una cavidad aproximada de 7 metros, por tal motivo es la importancia del programa de restauración.
Al termino de este primer paso, en dos semanas se empezará con el programa de reforestación, donde de acuerdo al programa de restauración, introducirán 2 mil 765 plantas, en la súper manzana 34, sin embargo lo importante es llevar este programa a plantar entre 5 a 10 mil árboles, con  la salvedad que cumplan con la Norma 059 de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), que determina sean especies protegidas
Esto porque la gran mayoría de las especies que predominan en la Supermanzana 33, son protegidas por dicha norma, tal como el guayacán, también en peligro de extinción. Asimismo destacó que este trabajo de reforestación se hará con recursos propios del Ayuntamiento, toda vez que este cuenta con un vivero propiedad del mismo, que cuenta con poco más de 5 mil especies protegidas, las cuales repartirán en breve.
Asimismo el Ombligo Verde es símbolo para los benitojuarenses, por tal motivo el municipio propuso dejar este espacio como área natural protegida municipal, al haber quedado entre edificios, casas a su alrededor, es necesario continúe siendo área de equipamiento.
Esto ya es un hecho al existir la seguridad jurídica, donde hay la firmeza de que el predio se conserve como tal, sin demeritar la lecha ciudadana ganada hace un año, la cual es más que valida, aunado a que de ello deriva lo que desprende de la ley federal, debido a que el Ombligo Verde tiene un objetivo principal que es su conservación para que continúe siendo un pulmón verde dentro de la mancha urbana, subrayó Saldaña Fraire.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s