Venta de chatarra del corralón, otro negocio más de Julián

Por Manuel Robles

CANCÚN.— El presidente municipal de Benito Juárez, Julián Ricalde Magaña continúa exprimiendo a los ciudadanos y a la Comuna para fortalecer la campaña de sus candidatos rumbo al Congreso del estado y por la presidencia municipal al pretender ahora hacer otra venta de chatarra vehicular.

Una vez más el alcalde está buscando de donde sacar recursos para levantar la campaña proselitista de su delfín a diputado local, Jorge Aguilar Osorio y a presidente municipal de Benito Juárez, Graciela Saldaña, que a pesar del derroche de balones, playeras, juguetes, despensas y demás dádivas, no levanta.

De acuerdo a los propios perredistas disidentes, Julián Ricalde Magaña y su gavilla sigue saqueando al ayuntamiento benitojuarense ya que para ellos el 2013 es el año de Hidalgo, ya que ese, parece ser el lema del isleño que llegó a saquear las arcas de Cancún.

Ricalde Magaña, todavía presidente municipal, de acuerdo a los propios funcionarios en desacuerdo con su gobierno, en los próximos días pretende vender la chatarra del parque vehicular ubicada en la región 236.

Aseguran que otra vez, el edil perredista Julián Ricalde Magaña y compañía,  están afilando las garras y pretenden vender el parque vehicular como chatarra, aun cuando hay vehículos en buen estado.

Mientras tanto la dirección de Seguridad Publica esta por enviar 40 patrullas de su parque vehicular, según porque están inservibles.

El negocio de la venta de vehículos chatarra está organizado desde la dirección  de Seguridad Pública y Servicios Públicos Municipales, el negocio es darlos de baja por la mínima falla y quien transfiera y haga la compra vuelvan a reactivar con poco dinero los vehículos.

Anteriormente Wilberth Esquivel de Siresol, Jorge Aguilar Osorio de Servicios Públicos y Julian Ricalde Magaña así como Maria Eugenia Cordova realizaron la venta de 600 toneladas de chatarra, pero nunca explicaron donde fue depositado el dinero de la venta.

En el corralón de la 236, se puede encontrar tractores, patrullas y hasta lanchas, que para el alcalde representa la oportunidad de obtener recursos a favor de las campañas de sus candidatos, por lo que anda cotizando que empresa le conviene más para poder obtener una generosa cantidad, como producto de la venta.

Hace 10 meses, Julián Ricalde y Jorge Aguilar Osorio vendieron más de 600 toneladas de chatarra de parque vehicular y, nunca explicaron el monto de la venta, situación que generó no sólo inconformidad, sino también dudas respecto al manejo de las finanzas.

Aunque los funcionarios inconformes, creen que la mayoría de los vehículos tienen solución, para el edil no es así, ya que de acuerdo a los vecinos de la 236, de día y de noche llegaban trailers que todos los días cargaban la chatarra vehicular, y aseguran que parte se de éstos, se llevó fue a Mérida, y otra Veracruz.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s