ICONOCLASTA

Por Moisés Valadez Luna

 El poder que perdieron los gobernadores tricolores con la llegada del PRI a Los Pinos.

Sí hubo un tiempo en que los virreyes imponían a su sucesor eso quedó en el pasado ahora se regresa a los tiempos de elaborar una lista, pasarla al partido, en donde se da el primer palomeo y después la pasan al presidente para que elija al próximo candidato.

Lo mismo pasa en los puestos de elección popular para la cámara de diputados, senadores, presidentes municipales y diputados locales.

A lo largo de la historia política las decisiones recaen en el menos pensado, sobre todo sí hay dos competidores fuertes que comprometen la unidad “del partido”.

Este caminito tendrá que recorrer una lista elaborada por Roberto Borge en el que no podrá dejar a un lado a ninguno de los aspirantes.

Dos son los que toman la delantera: Carlos Joaquín y “Chanito” Toledo.

Sí las cosas se complican entre ellos seguramente pronto conoceremos que el históricamente conocido como “el tercero en discordia” sea el ungido.

Ante este escenario no se puede descartar al hoy presidente municipal de Solidaridad Mauricio Góngora, aunque los felixistas pujen por Fredy Marrufo.

En fin no se puede descartar ni a un King de la Rosa.

Conocedores de las practicas del pasado que se vuelvena poner de moda los más experimentados y que vivieron esa época como Joaquín Hendricks, Pedro Joaquín o hasta el mismo Mario Villanueva, son muy significativos.

No así los noveles como González Canto y el mismo Roberto Borge.

Las reglas del juego cambiaron para los priistas, Enrique Peña Nieto (Carlos Salinas) muy cercano a la familia Joaquín hace que su proyecto de gobernar al estado sea viable.

Mucho tendrá que hacer el equipo y la dupla Félix-Borge para que “Chanito” o Fredy puedan ser candidatos y la paciencia que pueda tener Mauricio Góngora lo vuelve el candidato más fuerte.

Lo difícil es mantenerse en la palestra y garantizar un triunfo contundente sobre el PRD, mientras que, al igual que el PAN, tienen una tarea muy difícil ganar credibilidad en la elección de su dirigencia.

En conclusión, aunque parecen lejanos los tiempos todos los partidos se mueven, las fichas buscan su acomodo y la política no para ni descansa.

Hasta mañana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s