El diálogo Cuba-USA sobre derechos humanos

Por N. Mario Rizzo Martínez

(Corresponsal de UNQR para el Caribe)

 LA HABANA.— Este 31 de marzo se reunieron en Washington las delegaciones de los EEUU y Cuba para “dialogar” sobre Derechos Humanos, en una reunión técnica, dentro del proceso en curso para la normalización de relaciones entre ambos países, que mayor enfrentamiento puede provocar.

Además de los tres intercambios oficiales para alcanzar acuerdos que permitan una convivencia civilizada, se han producido o están en marcha varias reuniones técnicas sobre comunicaciones, emigración, protección de zonas marítimas, y otras más, pero quizás ninguna despierte tanto interés como la ahora anunciada sobre derechos humanos.

Cuba asegura que en julio de 2014 propuso a EEUU dialogar sobre este tema, propuesta que reiteró el pasado enero en que finalmente hubo consenso para realizarlo.

Los sectores más conservadores de la emigración cubana, haciendo uso de su representación en el Congreso y de los importantes cargos que en el mismo ocupan, apoyados por grupos de poder opuestos a cualquier reforma que pretenda el Poder Ejecutivo, e incluso por demócratas que se han desmarcado de la nueva política de Obama sobre Cuba, presionan para que el debate sobre derechos humanos se convierta en un callejón sin salida que estanque las conversaciones, de forma tal que caigan en punto muerto tal y como han logrado hacer para que no se debatan propuestas de ley con el fin de eliminar el embargo-bloqueo a Cuba.

Exigirán que se doblegue a Cuba para imponer normas de la llamada democracia representativa, aplique patrones sobre derechos humanos no reconocidos por la constitución y las normas jurídicas cubanas, permita, de alguna manera, facilitar la tarea de apartar a la isla de su opción socialista, en resumen lograr lo que 54 años de políticas “duras” no han logrado.

Por su parte el Subdirector General de Asuntos Multilaterales y Derecho Internacional del MINREX, Pedro Luis Pedroso, ha dicho que espera que el diálogo se realice en un “entorno constructivo, sobre bases recíprocas, sin condicionamientos ni tratos discriminatorios, y en pleno respeto a la igualdad soberana, la independencia y la no injerencia en los asuntos internos de las partes”.

Cuando Perdomo hizo sus declaraciones la agenda de la reunión aún estaba en discusión pero la parte cubana insiste en que la misma debe presentar un balance que abarque todos los tipos de derechos humanos para todas las personas, con lo cual está adelantando algunos de los temas en que tradicionalmente Cuba ha cuestionado el respeto por EEUU a algunos derechos humanos básicos.

Cuba pretende exponer los resultados alcanzados en salud pública y educación, no sólo para los cubanos sino además para muchos países con los que coopera en esas materias. A su favor tiene el aval obtenido en el Examen Periódico Universal del Consejo de Derechos Humanos de las NNUU, pero también sus reservas en cuanto a la situación de ciertos derechos humanos en EEUU y en otros países donde ha intervenido.

Sin embargo el funcionario cubano afirmó estar convencido de que a pesar de las profundas diferencias en lo referido a sistema político, derechos humanos y el derecho internacional, ambas naciones pueden convivir civilizadamente e incluso debatir sobre cualquier tema, sabiendo que las políticas en estos temas son perfectibles.

Pedroso afirmó: “Vivimos en un mundo plural y pensamos que esa pluralidad debe respetarse también para el caso de Cuba” en lo que parece ser una clara alusión a las relaciones normales que EEUU mantiene con otros países de corte socialista, monarquías absolutistas, y otra formas propias de los antecedentes históricos y condiciones socio-culturales de esas naciones.

Sin dudas nos separan pocas horas de un hecho que puede ser trascendental para un diálogo que apenas comienza y que muchos, incluso el Departamento de Estado, desearían mostrase avances importantes antes de la Cumbre de Las Américas a celebrarse en Panamá dentro de pocos días, cumbre que ya parece abocada a fuertes contradicciones luego de las últimas políticas aplicadas por Obama sobre Venezuela.

América y el mundo observan, esperemos que los actores no demeriten el guión de la obra en escena.

Anuncios

Un comentario en “El diálogo Cuba-USA sobre derechos humanos”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s