OCHO POR RADIO

Por Carlos Calzado C.

La falacia de los candidatos “independientes”
Escuche mientras lee: “Charisma” de la newyorkina banda Kiss.
“Is it my personality
Or just my sexuality, yeah, yeah
What is my charisma
What is my charisma, yeah
Is it my body or my brain
Do I drive you insane, ha
Is it the power of my touch
Do you need me too much, too much, too much”

Lo dicho: la Guerra comenzó. Hasta la próxima Navidad que podremos entonar al maestro Lenon con “Happy Christmas WarisOver”. Tan serio es el asunto de “lo que está en juego” que ahora ya hasta las columnas tienen línea programática, esto es, los temas que tocan los vulgares abyectos son agendados desde Comunicación Social, es más, los nombres de quienes llegarán al poder de la mano del nuevo Ejecutivo del estado (esbirros pues). Pocos, muy pocos hombres libres pero sobre todo, librepensadores en este divino oficio.

Y no se trata de criticar las preferencias políticas personales de los oficiosos de la comunicación, al final, el ser humano es un ser político y ya sea su conciencia de clase, su formación profesional, su cultura, o el tamaño del “chayo”, siempre le hacen definirse en algún sentido pero, destaca y es palpable la libertad de conciencia cuando la hay, a pesar de sus filias.
Sólo decirlo de paso, para aquéllos que trabajan desde hace ya algunos meses en sumarle votos al “candidato oficial”, ya sea porque están convencidos de su proyecto, porque lo consideran un ‘buen hombre’, o porque les hicieron una promesa de llegar en grupo a la Big Ubre, sabed que igual y se quedan sentados esperando. En estas “oficiosas columnas”, se barajan ya los nombres de la continuidad de Fatso, perdón, quise decir de facto, leed entre líneas mis estimados operadores políticos, ingenieros electorales y demás eufémicos títulos genéricos a MAPACHES… jejejeje.

La “estrategia de medios” es la misma, pero con más lana para el desprestigio y la intromisión en la sagrada vida privada de sus acérrimos enemigos (tomad en cuenta que en este término se considera la máxima: estás conmigo o en mi contra). “Que me sacó la lengua”, “que camina con las manos en el suelo y los pies en el aire”, “que sus gases son más apestosos que los de quien denuncia”… pero nada como tener que reconocer desbandadas aunque las minimicen… jejejejej y como diría el Tiziano: “de ‘lunes’ negros… “Che non c’è tempo

Non c’èspazioE mainessunocapiràPuoirimanerePerchéfa male male

Male da moriré Senza te”… -los van a extrañar-…

En Cozumel la estrategia se teje más finamente y ello les preocupa más en Chetumal, ojalá que respondieran con las mismas estrategias y conste que lo adelanto ahora: fincar responsabilidades ante el Ministerio Público es una estrategia a mediano plazo, pero más efectiva, ‘no es lo mismo acusarte de “glotón” que denunciarte por roba dulces’… ello me recuerda las plácidas tardes de campaña proselitista en el 2000 en Tabasco donde los operadores andaban, antifaz en ristre, opere y opere, mientras que en el Bunker, el candidote se sentaba plácido ante un ordenador a atender sus mensajes de redes sociales con enorme dulcera bien surtida y bocadillos al alcance de sus cortos y lipogruesos brazos… -¿por qué los estereotipos en los feudos ah?-

Y nada que luego nos salen con el EUFEMISMO (léase así, con mayúsculas) de los ‘Candidatos Independientes’ –¡what a fuck!- Lo más divertido es que además lo venden como “las finísimas personas que buscan abonarle a la democracia” y definiciones aún más divertidas como “…para aquéllos que están hartos de los partidos políticos”… -juarjuarjuar-.

Más de lo mismo: la estrategia de pulverizar el voto, ¿cree usted que una persona en su sano juicio invierta los recursos que se requieren para hacer una campaña política si de entrada sabe que no va a llegar? El asunto es que se piense que la ciudadanía es estúpida y se cree sus cuentos. Es evidente que, por el contrario, quien se postula busca obtener un beneficio económico y no por el contrario, perder dinero.

Se les llama en correcto español: comparsas, esbirros, pantallas. Los esfuerzos realmente independientes logran cosas importantes y son muy pocos los que logran sus objetivos, le único ejemplo citable: El Bronco. Pero éste, llegó, ustedes… bueno, son una lástima.
Buonanote.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s