OEA en Cancún, del fracaso al ridículo

CANCÚN.— La Organización de Estados Americanos (OEA) concluyó sus trabajos en Cancún sin llegar a consensos y, por el contrario, mostrando fisuras entre sus miembros, principalmente Venezuela, cuya problemática política y social fue abordada sin resultados positivos, por lo que el organismo hemisférico pone en entredicho su funcionalidad como eje rector para dirimir estos asuntos.

Luis Videgaray, el canciller mexicano, quiso retomar el papel de México como líder hemisférico pero su intención resultó en un rotundo fracaso al no lograr consensos. Su intento de condenar la actuación del gobierno de Venezuela de manera unánime contó con 20 aprobaciones, cinco votos en contra y ocho abstenciones.

La canciller venezolana, Delcy Rodríguez, se vio muy activa, criticó la postura mexicana y al secretario general de la OEA respecto a la intromisión en el conflicto venezolano, además de que obtuvo el apoyo para su causa de naciones como Bolivia y Nicaragua.

La reunión además no contó con la presencia del secretario de Estado norteamericano, Rex Tillerson, que un día antes de iniciar los trabajos anunció que se enfocaría en la problemática de Medio Oriente.

Este debate abre la puerta a otras opciones de organismos que representen de forma más eficaz a las naciones de la región, como la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac).

En el tercer y último día de los trabajos de la 47 Asamblea de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Venezuela se llevó nuevamente la jornada. Fuentes cercanas a la cancillería mexicana confirmaron que la Comisión Especial de la Organización de los Estados Americanos (OEA), desecharon las 10 propuestas planteadas por Venezuela para ser discutidas en el pleno y no pasaron formalmente, por considerar los delegados que no son serias sino que se trata de una maniobra para tratar de desviar la atención.

Como se sabe Venezuela presentó sus propuestas y de manera unánime los delegados les dijeron que no las discutirían, aunque sí fueron admitidas ya que las presentaron en tiempo y forma -cinco minutos antes de que se cerrara el plazo-.

A decir de la fuente, la de Venezuela es una manera un poco extraña de proceder porque se trata de un país que se excluye de la negociación que se dio en los últimos tres meses y de último momento llega con 10 resoluciones, causando el rechazo de las delegaciones, cuyos representantes argumentaron que llevan meses trabajando y negociando sus propuestas para que de último momento llegue un país que no quiere saber nada de la OEA pero pretende imponerles su propia discusión.

Mientras los diplomáticos cuentan votos, allá contamos muertos”

Por la tarde un grupo de diputados opositores al régimen de Nicolás Maduro se manifestaron ante la prensa para exigir que la OEA no se convierta en un organismo que no les dé respuesta a los pueblos de América que necesitan ayuda y que hoy están haciendo asesinados en las calles. “Mientras los diplomáticos cuentan votos en la OEA, allá contamos muertos porque se nos reprime simplemente por pedir libertad” acusaron.

Al grito de “libertad”, Franco Cascela, Lester Toledo, Carlos Lozano y Víctor Flores y otros opositores levantaron la voz en la comunidad internacional para que entiendan que viven en una dictadura y pidió una respuesta clara y firme a su pueblo, ayudándole para restituir la democracia a través de elecciones generales en el 2017, pidiendo el respeto a la Asamblea Nacional electa por 14 millones de personas y deteniendo el fraude constituyente de Maduro.

Los diputados opositores no consideraron un fracaso la asamblea de la OEA porque lograron el reconocimiento de las naciones sobre la crisis política en su país, pero si declararon abstenerse de ser cómplice de un gobierno que está matando a su pueblo.

Lester Toledo ejemplificó el terrorismo en el que viven los venezolanos al señalar que a él, solo por pedir libertad, lo acusaron de llevarse a su esposa, a su hija y de terrorismo, para ser condenado a más de 28 años de cárcel sin importar que tiene fuero constitucional.

Los diputados aclararon que no quieren una invasión de Estados Unidos, ni del Vaticano, ni de Cuba, sino que quieran una elección que ponga el futuro de Venezuela en manos de los venezolanos. “Si este organismo no sirve para eso entonces hay que revisar cuáles son sus procedimientos, porque los tiempos de la diplomacia no son los del pueblo de Venezuela”, añadió.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s