El Mortero

 

Konaté Hernández

partidos

Como aguas turbias y turbulentas se vislumbra el panorama poco halagador en torno a los comicios electorales del próximo 1 de julio, cuando los mexicanos se volcarán a las urnas para decidir por el futuro del país, y que a pesar de las indefiniciones del electorado poco informado y confundido, este podría girar 180 grados a la izquierda o 180 grados a la derecha.

En el panorama sigue en la punta el candidato a la Presidencia de la coalición “Juntos Haremos Historia”, y en segundo lugar se mantiene el de la alianza “Por México al Frente”. En este proceso electoral han jugado un papel muy relevante las redes sociales, donde los diferentes grupos de simpatizantes se han dedicado a darse con todo, en defensa de los dos principales abanderados, mientras que la alianza “Todos por México” y el independiente se encuentran muy por debajo de las preferencias.

Y si así se encuentra esta situación a nivel nacional, en el ámbito local se vislumbra un panorama turbio, nada claro y poco alentador. La clase política, los partidos y sus alianzas y por si fuera poco las mismas autoridades electorales, como tribunales estatales y federales, han propiciado un clima de incertidumbre entre los ciudadanos, quienes cada vez se confunden más sobre el rumbo del proceso. A todo esto se suma el ya próximo Mundial de futbol, que se convierte también en una verdadera “preocupación” para millones de personas, incluso en algunos sectores muy por encima del acontecer político electoral que se vive en el país.

En este proceso electoral nos encontramos con aspirantes a diferentes cargos, como diputaciones federales y estatales, senadurías, presidencias municipales y regidurías, impuestos por las diferentes cúpulas partidarias, sin someterse a la voluntad de sus respectivas asambleas municipales al interior de sus institutos políticos, lo que ha hecho que hasta el momento no logren permear en las exigencias que piden los electores de los mismos, quienes por su parte exigen sin tener ellos la capacidad de investigar, analizar, discernir, solamente dejándose llevar contra corriente y manipulados por quienes se preocupan más por buscar el beneficio personal que el bienestar de los demás.

Lo cierto es que con personas manipuladoras y poco preparadas, el país, el estado y los municipios van a continuar igual de amolados si se les dejan las diferentes administraciones, ya sean públicas o privadas.

Es lamentable que en el escenario político de los tres niveles haya personajes con poca preparación intelectual, con poco compromiso y responsabilidad, que no tienen sentido de cumplir con las obligaciones de los cargos a los que aspiran, centrados solo en obtener provecho personal, lo que los convierte en vividores del sistema político mexicano, y la clara muestra es que cambian de convicciones de acuerdo a sus intereses, como cambiar de ropa interior.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s