En busca de soluciones para los viejos y nuevos problemas

comite-central

N. Mario Rizzo M.

(Especial para URQR)

 

Concluido el Primer Semestre del 2019, durante el cual la Administración de los EE.UU. ha dado una nueva vuelta a la tuerca que pretende asfixiar la economía cubana aplicando el Título III de la Ley Helms-Burton, y luego de aprobada una nueva Constitución que para su total aplicación requiere invalidar, modificar, sustituir, o crear, numerosas normas legales, se reúne la Asamblea Nacional del Poder Popular para más que legislar informarse sobre la actual situación del país.

Por su parte el Partido Comunista de Cuba realiza casi simultáneamente un Pleno de su Comité Central para evaluar los resultados del Primer Semestre y estudiar proyecciones para lo que resta de 2019.

Poco antes de celebrarse ambos eventos se habían anunciado aumentos salariales para el sector presupuestado, elevación del salario básico, incrementos a las pensiones de los jubilados, y varias medidas que buscan elevar la producción y oferta de artículos y servicios, de manera tal que el incremento del circulante monetario no conduzca a una inflación que anule por sí la estimulación que con los incrementos en salarios y pensiones se persigue.

El órgano legislativo aprobará tres leyes, una sobre la pesca, otra sobre los símbolos nacionales, y la electoral, esta última de reconocida complejidad. Los temas relacionados con la economía, las finanzas, importaciones y exportaciones, inversión extranjera, impulso a las producciones nacionales, encadenamientos productivos, lucha contra la corrupción y robo de combustibles, ahorro energético, y otras muchas, ocuparon gran parte del tiempo de trabajo en comisiones y plenario de la ANPP,  de lo discutido se derivan líneas de acción, metas, objetivos, que es de esperar complementen legislaciones anteriores como la llamada actualización del modelo económico que se concentra en unos cientos de lineamientos.

Diaz Canel
El Presidente Díaz-Canel durante una visita al interior del país

El Presidente Díaz-Canel ha arremetido contra la burocracia y la indolencia de muchos funcionarios a diferentes niveles, y ha demostrado estar al tanto de los asuntos cruciales en todas las esferas. Su bregar hace recordar algo dicho por Fidel Castro hace doce años en un mensaje a la Mesa Redonda de la TV Nacional, y cito: Las respuestas a los problemas…requieren más variantes…para cada problema concreto que las contenidas en un tablero de ajedrez. Ni un solo detalle se puede ignorar, y no se trata de un camino fácil, si es que la inteligencia del ser humano en una sociedad revolucionaria ha de prevalecer sobre sus instintos.

Varias veces el Presidente reconoció que muchas de las propuestas a debate procedían de opiniones recogidas en su contacto con las personas de todas las provincias, o analizadas en congresos obreros o de intelectuales, y esto nos lleva nuevamente a un mensaje enviado por Fidel Castro, a la ANPP de entonces, hace más de una década: Los cuadros… se enfrentan a nuevos problemas, en su trato  con el pueblo inteligente, observador y culto, que detesta trabas burocráticas y explicaciones mecánicas.

También Fidel Castro, en 2008, dijo algo que parece pronunciado en la actual Legislatura: Reducir los costos…para cumplir nuestros compromisos, satisfacer nuestro consumo, crear reservas y desarrollar otras producciones, es un gran mérito, pero ni soñar por ello, que las soluciones de nuestros problemas son fáciles y están a la vuelta de la esquina.

Y seguramente Fidel Castro sostenía lo anteriormente citado porque, y le cito: “En la nueva era que vivimos, el capitalismo no sirve ni como instrumento…Tampoco debe regalarse nada a los que pueden producir y no producen o producen poco. Prémiese el mérito de los que trabajan con sus manos o su inteligencia.”

No resulta ingenuo preguntarse si realmente Fidel Castro podía vaticinar el futuro o se trata de que iguales problemas siguen aún sin solución.

Para los cubanos, sobre todo para los de un par de generaciones atrás, no hay dudas de que Fidel Castro tenía vista larga, lo hizo cuando previó con mucha anticipación el desmembramiento de la URSS, y tal vez también, cuando en pleno neoliberalismo y aplicándose la globalización,  como si hubiese adivinado la llegada de Trump al poder, expresó:  Estados Unidos marcha hacia el proteccionismo comercial para mantener el índice de empleo en ese país, cuyos trabajadores no pueden competir con cientos de millones de personas que en el Tercer Mundo producen con grandes sacrificios bienes de consumo de calidad a mucho menor costo, que las transnacionales comercializan después buscando plusvalía. (Bush, la guerra y la lucha a mordiscos por un pedazo de vida, 6 de abril de 2008).

No hay dudas de que el II Semestre de este 2019 será duro y complejo para Cuba, pero puestas sobre la mesa todas las cartas sólo cabe esperar que se juegue con firmeza, decisión, sentido de la responsabilidad histórica, y sobre todo, inteligencia y decisión.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s