A la baja oficios en Cancún por crisis económica

Zapatero

Konaté Hernández

CANCÚN.— Comerciantes establecidos, talleres, pequeñas tiendas, sufren los estragos de la severa crisis por la que atraviesa la ciudad de Cancún y desconocen cuánto tiempo más padecerán esta situación, que los priva de adquirir mercancía o materia prima para la realización de sus labores.

Esta situación la padecen principalmente quienes se dedican a diversos oficios, como la reparación de calzado, ante la falta de clientes que acudan a encargarles la reparación de sus zapatos.

Víctor Manuel Cen Romero, de oficio zapatero remendón, recordó que cuando llegó a Cancún en 1993, tan solo un trabajador solía reparar hasta 10 pares de calzados en una semana, cuya labor requiere de tiempo por la laboriosidad del mismo, pero por desgracia hoy en día ante la escasez de recursos económicos, los clientes que solían frecuentarlos ha disminuido de manera considerable, por lo que este trabajo empezó a sufrir de los estragos de la crisis que se vive en Cancún, desde hace 4 ó 5 meses.

Y es que mucha gente, sobre todo el trabajador de la construcción, prefiere adquirir zapatos nuevos a bajo costo, cuyo valor oscila en el mercado en 400 pesos, y que a pesar de su corta duración, es preferible para el obrero gastar esa cantidad a pagar entre 280 a 300 pesos por la reparación del calzado viejo.

Mientras que quienes tienen posibilidades, acuden con frecuencia a estos talleres para que les reparen el calzado, que por ser de piel muy fina, con un valor de hasta 2 mil pesos o más, al cabo de un año de servicio es preferible pagar hasta 300 pesos por la reparación en vez de comprar un par de zapatos nuevos.

Oficio de mucha paciencia

La reparación de calzado es laboriosa y requiere de paciencia, pues consiste en costurar y pegar, tapas, tacones, suelas para zapatos para caballeros y damas como zapatillas y botas vaqueras, sin embargo también reparan maletas, bultos, cierres, todo en piel aunque también utilizan la piel sintética, labor que hoy en día hacen dos zapateros para cumplir con la entrega a sus clientes del escaso calzado que llega para su reparación; esto porque hace 30 años contaban con un total de hasta 10 empleados y aun así no se daban abasto con tanto trabajo que tenían por aquellos años. Hoy en día con dos trabajadores basta para dar atención a los escasos clientes que acuden a su taller.

Explicó que históricamente esta profesión cuenta con una antigüedad de 15 mil años, cuando el hombre de las cavernas comenzó a proteger sus pies al amarrar piel con una especie de cordel alrededor de los mismos; en cuanto al zapato de cuero más antiguo es de hace 5 mil 500 años, descubierto en la provincia de Vayotz Dzor, en Armenia, en la frontera con Irán y Turquía; se elaboró de una sola pieza de cuero de vaca, tenía cordones y estaba hecho para encajar en el pie de su propietario.

Se considera que el calzado en México data de hace 5 mil años, proviene de la civilización Olmeca amerindia más antigua, que habitaba la costa del Golfo de México y los estados de Oaxaca y Guerrero. Los personajes representados en algunas pequeñas estatuas encontradas en México poseen una especie de calzado; sabe que en México, las Ordenanzas para la reparación de calzado se dio en la Ciudad de México el 25 de Octubre de 1560 y se confirmó el 31 de diciembre del mismo año.

Para 1889 un viajero desconocido viajó a León, Guanajuato, y mencionó que esa ciudad era industrial y manufacturera, tenía pocas fábricas de importancia pero que entre los ramos que más se explotaban estaba la zapatería. El desarrollo de tal industria siguió su curso y para 1900 fueron censadas en León 3 mil 485 personas dedicadas a la industria, y para 1908, se mencionan mil 287 talleres, indicó Cen Romero.

Zapatero desde hace 30 años

Don Víctor Manuel Cen Romero nació en Hunucma Yucatán, un 22 de enero de 1949, desde hace 30 años se dedica a la actividad de reparación de calzado o zapatero remendón en el taller Hunucma, ubicado en el Mercado 23 de esta ciudad. Don Víctor Manuel se estableció en Cancún desde 1993.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s